En el cuerpo llevamos a nuestra Familia.

¡EN EL CUERPO LLEVAMOS A NUESTRA
FAMILIA.!*
Desde la mirada de la Biodescodificacion:
La familia está viva en la piel, en el cuerpo, está
hablando.
La simbología a grandes rasgos es la siguiente:
Parte derecha del cuerpo – rama paterna.
Parte izquierda – rama materna.
Hombros, cabeza – bisabuelos.
Tórax y brazos – abuelos.
Desde la cintura a las rodillas – padres.
Desde rodillas a plantas de los pies – hermanos.
Desde la manera en la que somos concebidos, pasando
por el tipo de parto, como nos han acariciado de niños,
todo queda escrito en el cuerpo. Por ejemplo,
consideramos que el peso de la culpa se asienta en la
parte alta de la espalda y los traumas infantiles en los
pies. La piel es un gran lienzo en la que queda escrita la
historia de nuestras relaciones con el mundo.
Nuestro cuerpo es el mapa físico de nuestra conciencia,
un fiel reflejo de cómo funcionamos en las distintas
áreas de la vida. Cualquier síntoma físico es una
oportunidad para hacernos conscientes de que hay un
área en nuestra vida que necesita atención.

El cuerpo en su totalidad se inclina al andar: hacia atrás
o hacia delante. Estaremos huyendo del pasado si
caminamos inclinándonos ligeramente hacia delante. Si
nos inclinamos hacia atrás al andar tenemos miedo a
entrar en la vida, somos unos cobardes.
La cabeza también puede simbolizar al padre y a todos
los ancestros varones. Caminar con la cabeza por
delante es igual a no reconocer nuestros deseos,
andamos refugiados en el intelecto.
Los tumores cerebrales tienen que ver con los secretos
escondidos del árbol.
Las migrañas con las retenciones sexuales.
Los ojos como conjunto son de carácter masculino. El
ojo derecho es el intelectual, el racional. El izquierdo es
el del corazón, el ojo profundo, el de la receptividad.
La boca y las orejas simbolizan el linaje materno (son
receptivas).
La sordera en el oído izquierdo puede ser algo que no
quiero escuchar del linaje femenino
Los dientes picados son el resultado de la rabia no
expresada
La garganta es el canal de expresión y de creatividad.
Tras una amigdalitis se esconde el miedo, las emociones
reprimidas y la creatividad sofocada.

A %d blogueros les gusta esto: